¿Qué es el amor?

Por el 18 abril 2016 Amor

¿Qué es el amor?

El amor es ese sentimiento a través del que una persona desea a su pareja la mayor felicidad del mundo. Este matiz es uno de los más importantes para saber cuándo una persona quiere a otra de verdad. Alguien que te ama de un modo incondicional no te pide que hagas algo que tú no quieres hacer, no limita tu libertad. Esto solo ocurre en historias de amor tóxico. Sin embargo, el amor de verdad es ese sentimiento que muestra que una persona se preocupa por otra, respeta su dignidad y le admira por quién es y no por aquello que tiene.

El amor por interés muere en el momento en el que una persona cambia de posición económica, por el contrario, el sentimiento sincero puede verse alterado por las circunstancias pero nunca hasta el punto de morir. El amor verdadero se fundamenta en certezas. Tienes fe en tu pareja, es decir, no existe una prueba científica que muestra que una persona quiere a otra de un modo incondicional sino que la respuesta al hecho de si amas y eres correspondido del mismo modo, está en tu mente y en tu corazón.

¿Qué es el amor? Un sentimiento que por mucho que hayas oído hablar de él en la literatura y en el cine, cuando lo vives en la vida real, te transforma. Es un proceso que deja huella en ti, siendo una de las experiencias que más nos impulsa hacia el autoconocimiento. Mientras que existen momentos de la vida en los que podemos sentirnos más receptivos hacia el plano de la exterioridad, por el contrario, el amor requiere instantes de intimidad para estar a solas contigo mismo pero también, con tu pareja. Dos personas que se quieren no son dos medias naranjas y, sin embargo, conectan a nivel profundo de alma a alma. Y también, de cuerpo a cuerpo como muestra la química y el poder de la atracción entre dos personas. En una amistad profunda puede existir conexión anímica, sin embargo, no surge este flechazo físico.

Las fases del amor

Las fases del amor

Ninguna historia de amor se consolida en un día, nadie se enamora en un segundo. El amor es un proceso gradual que parte del interés recíproco que surge cuando ambos se fijan el uno en el otro con una curiosidad especial. Esto no ocurre en el mismo instante, de hecho, en muchos casos ocurre que el interés no es recíproco. Pero para que haya amor debe existir reciprocidad. Es una condición inevitable.

Entonces, surgen las primeras citas, los planes en común que forman parte de la biografía de las historias de amor. A través de estos planes surge un conocimiento mutuo y demostraciones de amor como los besos.

El noviazgo es una de las etapas del amor previa al compromiso del matrimonio o de la convivencia en pareja. Una etapa que tiene la finalidad de conocer de verdad a la otra persona, no existe mejor test de compatibilidad que este. De este modo, esta etapa de noviazgo puede darte la madurez necesaria para valorar si realmente quieres comprometerte con tu pareja en decisiones de futuro como comprar un piso, organizar una boda o tener un hijo. Es decir, el amor también surge con el compromiso de proyectar un futuro en común.

El amor está compuesto por tres ingredientes que hay que valorar: él, ella y el espacio formado por ambos (y también, aquello que queda fuera de la propia relación). El amor es el sentimiento que perdura y que crece a lo largo del tiempo pasando de una gran pasión en su fase inicial a un mayor nivel de complicidad y amistad en la madurez.

El amor es el arte de la comunicación para negociar puntos de encuentros en común y gestionar las diferencias con amabilidad, cariño y respeto para alcanzar el bien común. Muchas parejas deciden formar una familia y entonces, surge una nueva etapa del amor. En ese caso, a la relación como pareja también hay que sumar el rol de padres. Un amor de pareja pleno es aquel en el que existe complicidad emocional, admiración mutua, confianza plena e intimidad.

Tres trucos para saber si es amor

Tres trucos para saber si es amor

1. Cierra los ojos y visualiza tu futuro proyectando con tu corazón si quieres que esa persona forme parte de tu vida dentro de diez años. Pero realiza este ejercicio de visualización priorizando también la parte intelectual, es decir, analiza tu historia de amor únicamente con tu razón. Para saber si una persona te conviene no solo tienes que fijarte en cómo te sientes en su compañía sino también, en cómo te trata, cuáles son sus valores, si sientes que suma en letras mayúsculas, si tu voz interior te reafirma en que vives un amor equilibrado, sereno y maduro. Aquellas historias de amor con constantes altibajos, emociones contrapuestas, tormentas y reconciliaciones que llegan detrás de grandes conflictos son agotadoras.

2. Si vives pensando en agradar a tu pareja, no es amor sino miedo a que esta historia se rompa como un cristal en algún momento. El amor de verdad se fortalece a partir de las diferencias.

3. Cuando haces balance de tu historia de amor observas con total nitidez que lo bueno compensa con diferencia cualquier dolor y que existe una gran proporción equitativa entre aquello que tú has aportado a la relación y aquello que ha aportado tu pareja. Si tú tiras siempre de la historia, llegará un momento en el que estarás literalmente agotado. Y sin embargo, sí tienes que estar preparado para que haya momentos en los que uno u otro lleve el peso principal de la relación, si por ejemplo, surge un problema de salud.

Seis pistas para saber si conoces a tu pareja

Seis pistas para saber si conoces a tu pareja

El amor y el conocimiento son inevitables. Solo puedes amar a una persona si le quieres de verdad. ¿Y qué signos pueden indicar que conoces a una persona?

1. Conoces algunas de las reacciones habituales de tu pareja cuando está triste, estresada, tiene un disgusto, tiene ilusión…

2. Puedes enumerar cinco defectos de tu pareja sin que esto arruine aquello que sientes. Al revés, sientes que esta visión objetiva de su modo de ser te permite amarle de un modo realista y no romántico. El amor romántico es aquel que se rompe ante la primera dificultad porque es fruto de la idealización que cada uno hace del otro.

3. Sabes qué valores compartís en común, cuáles son vuestras diferencias y si ambos queréis o no formar una familia en el futuro. También habéis hablado claramente sobre el modo en el que queréis gestionar vuestra economía.

4. Conoces qué aficiones son motivo de felicidad para tu pareja y en qué le gusta ocupar su tiempo libre.

5. Sabes quiénes son sus mejores amigos y la historia que les ha unido. También conoces la historia familiar de tu pareja, los acontecimientos más importantes que han ocurrido en su existencia.

6. Sabes a ciencia cierta que puedes delegar en tu pareja con confianza asuntos que son de vital importancia para ti sin que te defraude porque desea tu felicidad tanto como la suya.

Tres frases sabias de amor

Tres frases sabias de amor

Existen frases sabias de amor que inspiran la verdad de este sentimiento universal que no entiende de superficialidad y apariencia:

1. “El amor es mejor maestro que el deber” frase de Albert Einstein. El amor nunca surge por obligación sino por algo más profundo que trasciende a la voluntad aunque a su vez, el sentimiento también está lleno de razones cuando es verdad.

2. “Si juzgas a la gente, no tienes tiempo de amarla”, mensaje de Teresa de Calcuta. Es decir, dedica menos tiempo a hacer juicios de valor sobre los comportamientos de tu pareja y vive en positivo.

3. “El camino no está en el cielo. El camino está en el corazón” escrito por Buda Gautama. La mayoría de las preguntas que te haces en la vida tienen la respuesta en tu interior.

Cuando amas a una persona de verdad no solo le quieres por quién es a día de hoy sino también, por quien puede llegar a ser. No existe el hombre perfecto, tampoco la mujer ideal. Las comedias románticas muestran una visión del amor como un sentimiento que fluye en todo momento de un modo espontáneo y natural. Sin embargo, en la vida real tienes que poner de tu parte para crear las condiciones del amor a través de la conciliación laboral, los pequeños detalles, las conversaciones de pareja… El amor no se encuentra sino que se crea.

Y se crea caminando de la mano en los puntos más importantes de la vida. Si sientes que caminas en la cuerda floja de una historia, no camines por el precipicio porque en algún momento descubrirás la verdadera pasión de un amor seguro que te ofrece más certezas que dudas. Hombres y mujeres se enamoran cada día, se rompen nuevas parejas pero también, surgen amores para toda la vida.


Tags: , ,

Dejar un comentario