El síndrome del abandonado después de la ruptura

Por el 10 Octubre 2016 Relaciones de pareja

El síndrome del abandonado después de la ruptura

En la ruptura de pareja cada quien sufre a su modo, sin embargo, quien vive la despedida en contra de su propio deseo es vulnerable de sufrir el síndrome del abandonado, es decir, de adoptar una actitud de víctima. Pasan los días y los meses, y sin embargo, es como si la ruptura se hubiese producido ayer porque la persona la revive cada día, habla del tema casi de una forma obsesiva. Tanto es así que incluso los amigos comienzan a estar un tanto cansados de escuchar la misma historia.

Quien sufre el síndrome del abandonado parece haber quedado a la deriva de su propia vida, sin encontrar su lugar en el mundo. Siente que, al romper con su pareja, ha perdido una referencia vital fundamental. De todo esto se concluye que quien vive como el abandonado, sufre más de lo que debe. Es decir, acumula un alto lastre de sufrimiento inútil ya que las personas lo pasamos peor a partir de las interpretaciones que hacemos de la realidad que con la realidad misma. Y como alejarse de alguien que no te quiere no es sencillo, ten paciencia, voluntad y esperanza. Porque todo pasa.

El síndrome del abandonado se alimenta de la autocompasión, el miedo a la soledad y la creencia de que es necesario estar en pareja para ser feliz. El lado positivo de todo esto es que cualquier persona puede cambiar su dirección vital para tomar conciencia del presente y no encasillarse.

Cómo superar el síndrome del abandonado

Cómo superar el síndrome del abandonado

Cuando algo termina es un momento muy propicio para emprender nuevos retos, encontrar nuevas actividades con las que implicarte. Los nuevos comienzos son la mejor metáfora de que la vida continúa. Por ejemplo, realiza un nuevo curso para relanzar tu carrera profesional.

Toma el ejemplo positivo de aquellos hombres solteros y mujeres sin pareja que viven con una total felicidad, disfrutan de su autonomía y son personas que tienen un proyecto de vida a pesar de no tener pareja.

Enfócate en las ventajas de la ruptura. Por ejemplo, si tu pareja ya no quería continuar con la relación, lo mejor que te ha podido pasar es que te lo diga ahora y no más tarde. El adiós siempre es mejor que el autoengaño y por enamorado que estés, mereces encontrar a una persona que te corresponda del mismo modo. Que te ofrezca todo lo que tú puedes ofrecer.

Tienes que estar preparado mentalmente para saber que habrá personas que te harán alguna pregunta que te incomoda sobre el tema. Sin embargo, tú eres libre de no responder. O incluso, recuerda que cierto tipo de preguntas definen la mentalidad de quien las hace. El sufrimiento en la vida es inevitable, sin embargo, no sufras por el miedo al qué dirán. Concéntrate en lo que tú piensas de ti, y mírate al espejo con tu eterna dignidad.

Cómo rehacer tu vida después del adiós

Cómo rehacer tu vida después del adiós

Las condiciones de una ruptura son distintas dependiendo de cada caso. Cuando una pareja se dice adiós sin tener hijos en común, está en una situación totalmente distinta a cuando rompen su vínculo como pareja pero continúa la relación como padres. Por tanto, en primer lugar, analiza cuáles son tus circunstancias concretas y a partir de allí, intenta afrontar la situación del mejor modo posible, focalizándote en el presente.

Si después de la ruptura tienes que continuar manteniendo el contacto con tu ex porque trabajáis juntos en la misma empresa, reduce la comunicación a los temas estrictamente profesionales. Si te sientes identificado con las características del síndrome del abandono, recuerda que no te sientes así porque tu pareja haya roto contigo sino porque tú te has dejado en un segundo plano a ti mismo cuando en realidad, eres protagonista de tu historia. Las frases de amor no correspondido duelen menos si no dramatizas.


Tags: , ,

Dejar un comentario